Uso correcto de los lentes de sol

Los lentes de sol, en la mayoría de los casos, tienen la función de proteger nuestros ojos de las exposiciones de los rayos solares y las radiaciones nocivas que el sol puede producir en ellos. En otros casos, su uso obedece a razones estéticas. En este artículo hablaremos sobre el uso correcto de los lentes de sol y cuando es adecuado utilizarlos.

Lugares cerrados.

Debemos utilizarlos siempre en lugares abiertos y no debemos entrar con los lentes puestos en ningún sitio cerrado, ya sea un comercio, un restaurante, una iglesia, etc. Solo se admiten como excepciones los casos de lesión ocular o cualquier otro motivo de carácter médico que requiera tenerlas puestas.

Al hablar con una persona.

Se deben quitar al hablar con otra persona, ya sea en la calle o cualquier otro lugar. Es una falta de educación permanecer con ellos puestos mientras conversamos con alguien.

Ocurre lo mismo cuando nos presentan. Debemos quitarnos los lentes de sol.

En eventos.

Su uso en eventos formales como una boda es controversial, ya que dependiendo el tipo de lentes que elijas puede restar elegancia al conjunto o desviar la atención del outfit completo. No obstante, puedes arriesgar y ganar con un estilo impecable con modelos sencillos y sofisticados, asegúrate que sean un complemento a tu look.

En bodas de playa también es válido su uso, si estás al aire libre y de día. Evita usarlos dentro de la iglesia o de noche.

Si vas a un evento de etiqueta, es mejor no utilizar los lentes de sol.

Reuniones de negocios.

Hoy en día, es más común que las reuniones de negocios se realicen fuera de la oficina. Por ese motivo, si acudes a una cita de este tipo, es recomendable que evites el uso de los lentes de sol durante la negociación, pues el contacto visual genera confianza, seguridad y honestidad.

Dónde dejar los lentes.

Cuando no utilicemos las gafas de sol, es mejor dejarlas en el bolsillo de la chaqueta, en su funda o en un estuche en el bolso, etc. No las pongas sobre la cabeza, colgadas en la camisa o sobre la mesa del restaurante.

Si te quitas los lentes un momento para hablar o saludar a alguna persona, no juegues con ellas, tampoco metas las patillas en tu boca o cualquier gesto similar a éste.

Finalmente, los lentes de sol, como su nombre lo indica, son para el sol. Evita utilizarlos por la noche o en días muy oscuros, ya que es inadecuado para ese contexto.

Deja tu comentario

Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *