Protocolo para asistir a una boda

Cuando nos invitan a una boda, surgen muchas dudas en torno a cómo debemos comportarnos y sobre cómo vestir para la ocasión. En este artículo te damos algunas recomendaciones que debes considerar al asistir a este tipo de eventos.

Confirma tu asistencia.

Una vez que recibas la invitación, debes decidir tan pronto te sea posible si vas a poder asistir o no y confirmarlo con los novios. La recomendación es hacerlo como mínimo un mes antes de la celebración, sin embargo, entre más pronto confirmes será mucho mejor, así facilitarás a los novios la planificación del evento.

Verifica el código de vestimenta requerido.

Verifica en la invitación que código es el requerido, normalmente en las bodas el código de vestimenta es formal. Otro código podría ser el de etiqueta rigurosa, confirma muy bien esta información y en caso de duda puedes consultarlo con los novios.

Al elegir tu vestimenta es importante no destacar demasiado, ya que no es adecuado intentar ser el centro de atención ni robar el protagonismo a los novios en este día tan especial para ellos.

¿Cuánto gastar en el regalo?

Hoy en día lo más común es que los novios tengan mesa de regalos, en donde se especifica una lista de opciones a elegir, así que no tendrás que preocuparte pensando si el regalo que comprarás les va a agradar o no.

En cuanto al costo del regalo, el importe mínimo debería ser lo que se conoce como “cubrir el cubierto”. Es decir, multiplicar el número de personas que asisten bajo una misma invitación por el precio aproximado de lo que le cuesta a los novios cada invitado.

Puntualidad en la ceremonia y el banquete.

Llega puntual a la ceremonia, incluso es recomendable llegar unos minutos antes de que comience. Si llegas tarde, quédate en la parte de atrás de la iglesia o templo y evita pasar por delante del resto de los invitados en medio de la ceremonia.

Comportamiento en la mesa.

Posiblemente los novios ya habrán organizado las mesas según afinidad y amistad entre los invitados, también es posible que se encuentre alguna persona en nuestra mesa a la que no conocemos. Debes saludar al llegar a la mesa y presentarte si lo ves conveniente en ese momento.

Durante el banquete, no empieces a comer hasta que todos en tu mesa estén servidos, intenta no levantarte de la mesa hasta que no termines de comer. Te sugerimos no beber demasiado, si pierdes el control puedes terminar fastidiando la celebración de las personas cercanas a ti e incluso arruinar la fiesta de los novios.

Hay algunos otro aspectos que podríamos abordar en este tema tan amplio, sin embargo, estos son los más frecuentes en este tipo de eventos. ¿Qué tal?, déjanos tus comentarios.

Deja tu comentario

Comentario

One Comment

  1. Noviaya Reply

    Muy buena publicación, a veces pareciera que las formas y los protocolos se están perdiendo, pero para eso siempre es bueno llegar a este tipo de publicaciones que nos recuerdan que no todo está perdido.
    Muchos éxitos y sigan siempre hacia adelante!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *