Consejos para mejorar un mal clima laboral

Trabajar en un mal ambiente laboral perjudica la motivación de los empleados de forma individual y colectiva, esto puede deteriorar el trabajo y actitud de todo un equipo. En este artículo te damos algunas recomendaciones para mejorar el clima laboral.

Autocontrol.

Los entornos laborales generalmente están acompañados de continuas valoraciones sobre el desempeño de las funciones. Estas valoraciones al ser constructivas te ayudan a mejorar y a desarrollarte aún más dentro de la organización, sin embargo, en otras ocasiones pueden resultar ofensivas o dañinas.

Si un superior te da un mal comentario sobre tu desempeño, no es recomendable responder en el momento, tu respuesta debe ser meditada y centrarse en el tema laboral. Busca el momento oportuno y pregunta a la persona los motivos por los que hizo una apreciación negativa, no actúes a la defensiva sin antes hablar al respecto.

Detecta el motivo o persona que genera la incomodidad.

Analiza el motivo que genera tu incomodidad, tener claro qué o quién genera un lugar de trabajo negativo es el primer paso para buscar una solución.

Si se trata de una persona, es importante que no entres en el juego de la misma, establece la distancia que asegure tu bienestar. Emplea un trato cordial, sin permitir que su negatividad te afecte.

Toma una buena actitud para resolverlo.

Una vez que detectaste las causas del mal ambiente en tu trabajo deberás combatirlas, toma siempre una buena actitud para hacerlo. Piensa en la situación que te molesta y antes de exponerla hacia los demás evalúa distintas formas de decirlo y quédate con la que te parezca más adecuada y amigable.

Asimismo, debes estar preparado para negociar la situación o cuestión que genera tu malestar, ya que existen diferentes formas de solucionar un problema, lo mejor será llegar a acuerdos para resolverlo de la mejor manera posible.

Cuidado con los compañeros conflictivos.

Si se trata de un compañero que suele quejarse, lanzar rumores que perjudican a otros o cualquier tipo de situación que deteriore el ambiente, puedes hablar con él o ella de la situación, explicándole que su actitud desfavorece a todos los que forman parte del equipo.

Háblale siempre de buena manera, menciónale que te encuentras en la disposición de ayudar para que se sienta mejor y para contribuir al bien común. Si a pesar de tener esta conversación su actitud continua siendo la misma, aléjate lo más posible. Si su conducta se vuelve intolerable ve más allá y habla con tus superiores al respecto.

Enfócate en tu trabajo.

Esto no significa que debas dejar de lado la colaboración, los proyectos generalmente requieren un cierto nivel de sociabilidad con tus compañeros de oficina, enfocarte en tu trabajo te permitirá mantenerte aislado de cualquier posible conflicto que pueda surgir.

Para finalizar, ten en cuenta que la empatía es fundamental en el buen desarrollo de las relaciones humanas. Es importante que puedas tratar este tipo de situaciones con asertividad, de esa forma obtendrás mejores resultados.

Deja tu comentario

Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *